2020/04/20

Los ajustes inteligentes en los centros educativos y culturales mejoran la ergonomía

Noticias/Artículos

Hoy en día, la ergonomía es una característica ampliamente tenida en cuenta en el diseño de espacios. Aunque se sabe que es una fuente de bienestar y productividad, todavía se sigue descuidando en las aulas y salas de formación. Y sin embargo, algunos estudios muestran el impacto positivos de la ergonomía en la salud.

 

¿Por qué es conveniente introducir la ergonomía en los centros educativos?

El aula es el espacio diario de trabajo de profesores y estudiantes. Los entornos ergonómicos son esenciales para crear ambientes propicios para el aprendizaje y el bienestar.

 

Por tanto, la elección del mobiliario es importante, de ahí la necesidad de considerar a los individuos en su totalidad (edad, tamaño, movilidad). Hay estudios que también muestran que la inmovilidad limita la concentración, especialmente en el caso de niños, que necesitan quemar toda su energía. Además, los niños crecen muy deprisa y raramente permanecen del mismo tamaño durante mucho tiempo. Así pues, un mobiliario fijo les resulta, por lo general, inadecuado.

 

Las estaciones de trabajo dinámicas se adaptan al tamaño y la movilidad de cada uno. Los elementos con altura variable permiten a todos encontrar una posición ergonómica que facilita la concentración y maximiza el confort.

 

Los pupitres con altura variable permiten trabajar de pie, lo que repercute positivamente en la energía. También se ha demostrado que levantarse varias veces durante el día reduce el cansancio y los trastornos musculoesqueléticos (rigidez de cuello y dolor de espalda, en particular), factores nada despreciables cuando sabemos que los días de clase pueden llegar a ser estresantes para los estudiantes.

 

Por lo tanto, se recomienda proporcionar un equipo flexible que permita alternar las posiciones sentada y de pie, y que permita la movilidad tanto física como intelectual.

 

La solución de TiMOTION

Para pupitres de altura variable, sugerimos la columna elevadora TL20. Ofrece un movimiento suave y silencioso que la hace ideal para su uso en interiores. Su fino diseño optimiza el espacio y se integra discretamente en el mobiliario. Se pueden sincronizar dos columnas gracias a la caja de control TCP15P con el sistema integrado de anticolisión T-TOUCH. Se puede equipar con un puerto USB o un cargador de teléfono por inducción como nuestro TWC, si es necesario. Nuestra batería TBB9 aporta autonomía al pupitre y evita cualquier cable visible que pueda entorpecer la estética del aula o hacer tropezar a los usuarios. El sistema se opera fácilmente con nuestro TDH4, un terminal digital de dos botones.

 

TiMOTION también ofrece una solución para automatizar las pantallas interactivas que progresivamente están reemplazando a las pizarras tradicionales en las aulas. Nuestra columna de aluminio TL18AC ajusta la altura de la pantalla y dispone de una toma para poder conectar otros dispositivos. En este caso, la TA16 puede inclinar la pantalla. Silenciosa y compacta, ajusta sin molestar a los usuarios. Sus sensores Hall opcionales garantizan un posicionamiento preciso. Todo el sistema está operado por nuestro terminal inalámbrico TFH22 y su receptor TRF.  

 

 

Ergonomía y mediación cultural

El objetivo de la mediación cultural[1] es hacer accesible la cultura a todo el mundo. Por consiguiente, la ergonomía desempeña un papel importante, ya que permite repensar el diseño de los centros culturales y facilitar el acceso a las herramientas de distribución (paneles, exposiciones, terminales, pantallas, etc.)

 

El ajuste de la altura del mobiliario, en museos por ejemplo, permite responder a las necesidades específicas de cada uno (niños, adultos, ancianos o personas en silla de ruedas). El objetivo es que todo el mundo pueda apreciar en detalle las exposiciones, utilizar sin dificultad las plataformas interactivas (juegos de pantalla, cuestionarios, simulaciones, etc.) y disfrutar plenamente de la visita, sin limitaciones por tamaño o movilidad.

 

Las visitas a los museos pueden llevar todo un día y ser agotadoras. Un equipo ajustable ayuda a reducir ese cansancio o cualquier otro dolor relacionado, y proporciona una experiencia de inmersión optimizada de acuerdo con las necesidades de cada persona.

 

La solución de TiMOTION

Para exposiciones u otros soportes, TiMOTION ofrece una de las columnas más discretas que encaja directamente en el mobiliario: la TL25. Aporta ergonomía al soporte manteniendo un mejor esteticismo. Puede funcionar en pares gracias a la caja de control TC15 que sincroniza el sistema. Nuestro sensor anticolisión TCS1 aporta una seguridad adicional a los usuarios y evita que la instalación se dañe en caso de una manipulación incorrecta del sistema. El sistema se puede controlar fácilmente con nuestro terminal TFH13.

 

Nuestra columna electrónica TL19 es la solución ideal para ajustar la altura de una pantalla. Estable y silenciosa, proporciona un suave y sin sacudidas que preserva la comodidad del usuario. Nuestro actuador eléctrico TA29 permite inclinar la pantalla y optimiza la experiencia del usuario. Robusta, soporta cargas pesadas. La caja de control TC16, que puede soportar hasta 3 motores, puede programar y sincronizar el sistema, y este se puede hacer funcionar fácilmente con el terminal TDH17.

 

Los paneles informativos pueden ajustarse con la columna TL24. Está equipado con una toma que permite conectar directamente otro actuador eléctrico como el TA38. Será fácil ajustar la inclinación de los soportes de texto o de imagen para una mayor ergonomía. Su tamaño compacto la hace eficiente para mobiliario pequeño. El sistema puede gestionarse fácilmente mediante nuestra caja de control TC15 y el terminal TDH17.

 

 

Accesibilidad para todos

La accesibilidad es hoy en día una característica esencial para el aprendizaje y el diseño de las instituciones culturales. Poco a poco, los establecimientos se están equipando para acomodar todo tipo de perfiles de personas, incluyendo a las que van en silla de ruedas. La instalación de rampas y plataformas elevadoras eléctricas permite a la gente con movilidad reducida acceder a esos lugares y facilita la integración social.

 

TiMOTION proporciona soluciones para automatizar multitud de equipos y facilitar la vida cotidiana a todos. La ergonomía es hoy en día una característica esencial en lugares públicos y se está integrando de manera progresiva en los establecimientos educativos y culturales. Sin tubos ni compresores, las columnas y accionamientos eléctricos son compactos y no necesitan mantenimiento, la solución ideal para automatizar cualquier mobiliario sin dificultad.

 

Los espacios adaptados permiten facilitar el acceso de todos a la educación y la cultura, y reducir las desigualdades entre las personas.

¡Elija TiMOTION para actuar a favor de la igualdad de oportunidades y hacer que los equipos sean cada vez más móviles y ajustables a las necesidades específicas de cada persona!

 

Para más información, ¡comuníquese con nuestro departamento de ventas local

 


[1] La mediación cultural cubre todos los recursos utilizados para hacer que la cultura sea accesible para un público específico

This mobile site is designed for compatibility with iOS 8.0+ or Android 5.0+ devices.